En www.malqueridabakery.com, encontrarás todo lo necesario para tu repostería creativa.

miércoles, 3 de octubre de 2012

De carrot cake a carrot pie ...

Os debía este post desde ayer, pero entre pedido y pedido ando como las locas!

Como el bizcocho tenia demasiada buena pinta para dejarlo en pastel, me obligó a transformarlo en tarta!


Lo primero que he hecho es hacer una buttercream de chocolate blanco facilisima:

INGREDIENTES:

1 tableta de chocolate blanco de 75 gramos derretida
150 gramos de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
150 gramos de azúcar glass o icing sugar
1 chorrito de vainilla liquida

Fondant y buttercream para decorar.

Batimos la mantequilla y empezamos a introducir azúcar hasta que empiece a blanquear, ponemos el chorrito de vainilla, el resto del azúcar y seguimos batiendo. Yo lo he hecho durante unos 5 minutos hasta que la mantequilla ha perdido el color amarillento.
Introducimos el chocolate blanco previamente derretido y batimos hasta que obtengamos la consistencia deseada.Yo lo he derretido al baño maría, atención confesión: No tengo microhondas porque me da MIEDO !!!
Jajaja suena un poco a señora antigua de pueblo pero es la verdad, a mi eso que si metes un tenedor empiezan a salir chispitas no es que me motive mucho a meter comida, así que: Vais, Vais: Vade retro microhondas!!!.
Dejamos enfriar la buttercream 15 minutos en la nevera.

Con el bizcocho lo primero que he hecho ha sido cortarlo en tres capas con la ayuda de una lira de corte. La verdad es que la tenia en casa desde hace tiempo y nunca me había dado por usarla, pero he descubierto que es maravillosa siempre y cuando el bizcocho esté durito (no es mi caso, me gustan super esponjosos y jugosos así que tengo mas difícil el corte)

Una vez dividida empezamos a montarla de nuevo, yo la he subido a mi plataforma giratoria de Ikea y así el trabajo es mucho mas fácil.


Ponemos la primera capa (corresponde a la parte de arriba del bizcocho), empapamos con almíbar y cubrimos con la buttercream de chocolate blanco, así sucesivamente hasta completar las tres capas y terminamos de cubrir completamente el bizcocho, hasta que nos quede algo parecido a esto:

Si el bizcocho se os rompe al partirlo (a mi me pasa) no os preocupeis, todo se puede arreglar. Yo utilizo los trozos rotos del bizcocho para cubrir huecos y hasta socavones! Un poco de bizcocho y nuestro super pegamento buttercream y listo.
Dejamos enfriar la tarta en la nevera media hora para que la buttercream endurezca y sea mas fácil de cubrir.
Mientras tanto, vamos tiñendo el fondant en el color que nos apetezca, yo en este caso he elegido azul.
 
Lo estiramos completamente con la ayuda de un rodillo, debería ser grande, pero si tenemos que apañarnos con el peque, nos apañamos.

Pasada la media hora, cubrimos la tarta, y le pasamos un alisador de fondant para disimular imperfecciones y ese aspecto celulitico que a veces presentan los bizcochos.


Ahora ya solo nos falta dar rienda suelta a nuestra imaginación, a mi hoy me ha dado por las flores, así que desempolvanos nuestros moldes y a teñir y a decorar!
Espero que os guste!!!
Por cierto, estoy de estreno de tarjetas, se nota no? jajaja
Mua!




 






0 comentarios:

Publicar un comentario

miércoles, 3 de octubre de 2012

De carrot cake a carrot pie ...

Os debía este post desde ayer, pero entre pedido y pedido ando como las locas!

Como el bizcocho tenia demasiada buena pinta para dejarlo en pastel, me obligó a transformarlo en tarta!


Lo primero que he hecho es hacer una buttercream de chocolate blanco facilisima:

INGREDIENTES:

1 tableta de chocolate blanco de 75 gramos derretida
150 gramos de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
150 gramos de azúcar glass o icing sugar
1 chorrito de vainilla liquida

Fondant y buttercream para decorar.

Batimos la mantequilla y empezamos a introducir azúcar hasta que empiece a blanquear, ponemos el chorrito de vainilla, el resto del azúcar y seguimos batiendo. Yo lo he hecho durante unos 5 minutos hasta que la mantequilla ha perdido el color amarillento.
Introducimos el chocolate blanco previamente derretido y batimos hasta que obtengamos la consistencia deseada.Yo lo he derretido al baño maría, atención confesión: No tengo microhondas porque me da MIEDO !!!
Jajaja suena un poco a señora antigua de pueblo pero es la verdad, a mi eso que si metes un tenedor empiezan a salir chispitas no es que me motive mucho a meter comida, así que: Vais, Vais: Vade retro microhondas!!!.
Dejamos enfriar la buttercream 15 minutos en la nevera.

Con el bizcocho lo primero que he hecho ha sido cortarlo en tres capas con la ayuda de una lira de corte. La verdad es que la tenia en casa desde hace tiempo y nunca me había dado por usarla, pero he descubierto que es maravillosa siempre y cuando el bizcocho esté durito (no es mi caso, me gustan super esponjosos y jugosos así que tengo mas difícil el corte)

Una vez dividida empezamos a montarla de nuevo, yo la he subido a mi plataforma giratoria de Ikea y así el trabajo es mucho mas fácil.


Ponemos la primera capa (corresponde a la parte de arriba del bizcocho), empapamos con almíbar y cubrimos con la buttercream de chocolate blanco, así sucesivamente hasta completar las tres capas y terminamos de cubrir completamente el bizcocho, hasta que nos quede algo parecido a esto:

Si el bizcocho se os rompe al partirlo (a mi me pasa) no os preocupeis, todo se puede arreglar. Yo utilizo los trozos rotos del bizcocho para cubrir huecos y hasta socavones! Un poco de bizcocho y nuestro super pegamento buttercream y listo.
Dejamos enfriar la tarta en la nevera media hora para que la buttercream endurezca y sea mas fácil de cubrir.
Mientras tanto, vamos tiñendo el fondant en el color que nos apetezca, yo en este caso he elegido azul.
 
Lo estiramos completamente con la ayuda de un rodillo, debería ser grande, pero si tenemos que apañarnos con el peque, nos apañamos.

Pasada la media hora, cubrimos la tarta, y le pasamos un alisador de fondant para disimular imperfecciones y ese aspecto celulitico que a veces presentan los bizcochos.


Ahora ya solo nos falta dar rienda suelta a nuestra imaginación, a mi hoy me ha dado por las flores, así que desempolvanos nuestros moldes y a teñir y a decorar!
Espero que os guste!!!
Por cierto, estoy de estreno de tarjetas, se nota no? jajaja
Mua!